lunes, 25 de octubre de 2010

Cuestión de dignidad.



Estuve viendo el fin de semana, unas cuantas veces en la televisión la publicidad de la reedición de un programa en que supuestamente ayudan a las personas con problemas de obesidad o sobrepeso.

No lo soporté en su momento y ahora que vuelve, renació en mí el mismo sentimiento de fastidio cada vez que veo que empieza pronto.

Si bien el programa en sus ediciones anteriores lo vi 2 ó 3 veces a lo sumo, bien sé que esa emisión no ayuda a nadie.

Y lo más espantoso, no es la pobre gente que se expone a la humillación ante algunos cientos de miles de personas a las que les fascina el morbo de ver sufrir a otro ser humano, y verlos llorar por un ataque de ansiedad o porque reamente tienen hambre, o mueren de ganas por una pizza... lo más espantoso, es que un grupo de profesionales jueguen con la salud psíquica y emocional de esas personas.

Si sos un profesional que realmente quiere "ayudar" a esta gente, ofrecé pases gratuitos a tu cheta clínica y no los expongas al sufrimiento en público, porque el circo romano ya pasó de moda Dr. Zapateoamericano, aunque vos lo muestres todos los días de 15 a 16.

Yo personalmente, tengo una amiga que bajó 50 kilos gracias a colocarse una banda gástrica. No le fue fácil, no es acostarte a dormir la siesta y despertarte echa una Luciana Salazar (pre-dientes de conejo, porque ahora parece Ross Geller cuando se blanqueó la dentadura). A ella le costó mucho, sufrió un montón hasta verse como se ve ahora. Y sufría cuando veía a los del reality del horror porque sabía lo que padecían proque ella lo padeció.

Me parece que si quieren poner a gente haciendo un papel ridículo, pongan a los Suller que saben de que se trata la pavada, total el público que consume eso igual los va a ver, pero no a gente real sometiéndose así. Digo, no sé...

11 comentarios:

  1. PRIIIII
    PLIIIIII

    Yo tmb detesto ese programa, nadie tiene ni idea de lo que se sufre siendo gordo... ¡si hasta te discriminan cuando tenés un par de kilitos de más! no me quiero ni imaginar lo que es ser obeso y vivir en esta sociedad.

    ¡Cretinos!

    ResponderEliminar
  2. Honestamente esperás algo mejor de la televisión de MIERDA que se hace en nuestro país, tía?

    A excepción del periodismo chimentero pedorro, lo otro que se consume es el morbo. No por nada ese dicho de "no es el chancho sino quien le da de comer" data de tanto tiempo; desde quien ve el programa hasta quien se expone para darles aire. Sé por experiencia propia lo que es que se burlen de uno por lo físico y lo difícil que es lograr que a uno le deje de importar la humillación, en mayor o menor medida. Lo que pretendés es que los productores naden contra la corriente, cosa que lamentablemente dudo que vaya a suceder.

    Lo que sí puede hacer uno es no formar parte de eso. Del mismo modo que al no soportar todo el aspamento que hacen en torno a Fort no miro Showmatch ni ningún programa de chimentos. Qué sentido tiene? ya sabés que es un pelotudo a cuerda.

    Y la situación no va a cambiar porque, extrañamente, eso (nosotros) es lo que les da de comer =/

    PD: Que vuelva el profe Buenaventura (????)

    ResponderEliminar
  3. Concuerdo contigo querida Pé,

    y de paso le cuento un exabrupto referido al tema que pasó mi harmana con mi sobrinita

    Viaje en Remís al Jardín

    La Nena (4): Señor, ud. va a ir a cuestión de peso??

    Remisero: claramente no importa que contestó el pobre hombre.

    Más allá de lo gracioso, los niños se ven claramente perjudicados con algunos mensajes, ni te cuento los señores padres.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  4. totalmente de acuerdo. Es indignante ver como gente que se dedica a la medicina lucre de un modo tan bajo con sus "pacientes"

    ResponderEliminar
  5. No puedo hablar del programa porque nunca me puse a verlo, pero hay algo en lo que disiento con vos.
    "porque el circo romano ya pasó de moda"
    Creo que no es así.
    No pasó de moda, al contrario, hoy en tv se ven programas de ese estilo con cualquier excusa.
    Y es tan asqueroso el productor que pone plata para un programa así y no en un proyecto de arte, como el que va a participar y se expone a hacer el ridículo con tal de salir en TV.
    yo creo que si dejaran de verlos, esos programas desaparecerían.
    beso

    ResponderEliminar
  6. yo vi ese programa la suficiente cantidad de veces como para decirte q, más allá del sufrimiento y la humillación de esas personas, a muchas les gustaba la cosa mediática, eso se notaba

    ResponderEliminar
  7. Totalmente de acuerdo, Pé. No vi el programa, pero sí entiendo que todo es morbo en la televisión: exponer a la gente para verla sufrir, llorar, desesperarse. A los gordos, a los supuestamente lindos, a los que vivieron una tragedia insuperable, a los que se quejan por quejarse... a todos, sin graduación ni filtro, los ponemos frente a las cámaras y que empiece la función.

    Yo creo que el circo romano nunca se fue: llegó para quedarse, está enquistado y nuuuunca desaparació del todo.

    Besos gigantes.

    ResponderEliminar
  8. El chiste de Ross Geller es sencillamente genial, no lo habia pensado así pero son los MISMOS dientes! jaja

    Ahora con lo del programa debo decirte que no es tan así. No sólo lo vi muchas veces sino qeu en esa misma época desde la revista que trabajaba me hacian seguir los casos. Los gordos estaban felices y súper de acuerdo con aparecer, les gustaba más la cámara que morfar y a todos les cambió el cuerpo y sobre todo la vida. Yo lo que sí critico es que desp no los siguen acompañando en el proceso, porque una vez que bajan necesitan mantenimiento de por vida. La mayoría volvió a engordar y a una depresión aún más profunda. Eso sí lo critico pero he presenciado en vivo el programa muchas veces y creeme que se respira buen clima.

    Yo aprendí muchas cosas sobre alimentación sana, consejos, etc.

    besotes!

    ResponderEliminar
  9. Te juro que pensé exactamente lo mismo. Exponer a la gente, que por necesidad accede a ese tipo de intercambio, es un costo desproporcionado.

    ResponderEliminar
  10. Che me dio hambre!!
    Cuack!
    Perdon alguien tenia que hacer el chiste
    Besos

    ResponderEliminar
  11. Por fin pude encontrar gente coherente con mi opinion con respecto al programa Cuestion de peso!. Realmente yo vi los primeros tres programas y me dio mucha pena ver que denigracion sufren los participantes...es penoso por ellos...son todos chicos muy jovenes. Ojala ninguno salga lastimado despues de tan horroroso programa.

    ResponderEliminar

hablá ahora o callá para siempre... ponele...